Algunas “notas” sobre el vegetarianismo y el veganismo.

alimentación vegetal

Marina Muñoz Cervera –

El filósofo griego, Pitágoras (570 – 500 a. C.)  afirmó: “Mientras los seres humanos maten a los animales, seguirán matando a otros seres humanos”. Esta frase representó la base de un movimiento que, desde entonces, se denomina vegetarianismo (del latín “vegetus”= vivo, vigoroso) (1).

Las razones de la renuncia al consumo de origen animal se han modificado a lo largo del tiempo. En la Grecia y Roma antiguas predominaba un movimiento de resistencia contra el hedonismo generalizado; más adelante empezaron a tenerse en cuenta varios aspectos éticos y religiosos. En la actualidad se consideran, en primer lugar,  los factores relacionados con la “salud”. Términos tales como: colesterol, purina y hormonas en el ganado, etc. han creado un terreno fértil para que surja una desconfianza general asociada con los productos de origen animal. Sin embargo, los seres humanos no somos vegetarianos por naturaleza; nuestros organismos (dientes y aparato digestivo) están adaptados para recibir una alimentación mixta (1).

Todos los tipos de alimentación vegetariana coinciden en la abstinencia de consumo de carne y pescado. Los ovolactovegetarianos ingieren lácteos y huevos, pero los lactovegetarianos tampoco consumen huevos. Hasta ese nivel se aplican los mismos principios básicos de la fisiología de la nutrición mixta:

Nota 1: “si se mantiene la variedad y el equilibrio nutricional, rara vez se producen deficiencias de nutrientes”. Con la alimentación vegetariana aumenta el consumo de productos ricos en nutrientes (verdura, cereales integrales, fruta, etc.), por ello, el aporte de nutrientes en muchas ocasiones se incrementa (1).

Los vegetarianos estrictos no consumen ningún producto de origen animal; esto elimina los productos lácteos como fuente de Vitamina B12 y algún otro nutriente. No obstante, incluso los vegetarianos estrictos rara vez experimentan síntomas clínicos de deficiencia (en ciertos casos, los hijos de madres vegetariana estrictas, desarrollan síntomas de deficiencia de Vitamina B12), pero los análisis de sangre (concentraciones de hierro, Vitamina B12, homocisteina, etc.) tienden a revelar un aporte limítrofe (1).

Nota 2: “La nutrición vegetariana estricta tiende a volverse peligrosa cuando la falta de conocimientos se asocia a un aumento del requerimiento de nutrientes. El riesgo de aporte inadecuado se incrementa durante el embarazo y la lactancia y también durante la infancia” (1).

Nota 3: “El veganismo es una filosofía de vida que excluye todas las formas de explotación y crueldad hacia el reino animal, el de los seres sintientes. En la práctica se aplica siguiendo una dieta vegetariana pura y anima al uso de alternativas para todas las materias derivadas parcial o totalmente de animales”.
Donald Watson, miembro fundador de la Sociedad Vegana (Vegan Society) (2).

Nota 4: Parece ser que “el Vegetarianismo y Veganismo no son sinónimos”. El vegetarianismo es un hábito alimenticio, que excluye total o parcialmente productos de origen animal; y el “veganismo” es toda una filosofía que incluye prácticas como las siguientes (2):

– Alimentación: los veganos siguen una alimentación vegetariana estricta o pura, es decir, no se alimentan con productos de origen animal.
– Vestimenta, calzado y otros usos: los veganos rechazan los tejidos y materiales de origen animal.
– Ocio: los veganos rechazan los espectáculos en los que se usan animales.
– Productos probados en animales: los veganos evitan los productos que están elaborándose mediante experimentación animal y promueven alternativas.
– Compraventa: los veganos rechazan la existencia de compraventa de animales, pues rechazan que estos tengan un estatus de propiedad. La compra de un animal para salvarle la vida tiene poca efectividad, pues se enriquece a quienes explotan animales y el animal salvado es sustituido por otro. En cuanto a animales de compañía, los veganos promueven la adopción (2).

El término “vegano” fue acuñado para diferenciarse de los vegetarianos en su estilo de vida (5).

La Asociación Vegana española define el “Veganismo” como una alternativa ética y sana al consumo y dependencia de los productos -no adaptados a nuestras necesidades físicas y espirituales- como la carne, el pescado, los lácteos, los huevos, la miel, los productos derivados de los animales, y otros artículos de origen animal como el cuero y las pieles. Se puede afirmar que es el estilo de vida más sano y respetuoso con los animales y la Naturaleza. Y refiere una frase del filósofo Pitágoras, distinta a la que leíamos al principio de esta entrada: “¡Oh, dioses! ¿Puede darse mayor delito que introducir entrañas en las propias entrañas, alimentar con avidez el cuerpo con otros cuerpos y conservar la vida dando muerte a un ser que, como nosotros, vive?” (6).

Nota 5: Según Leslie J. Cross (miembro fundador de la primera Sociedad Vegana, Reino Unido, 1944), el “veganismo”  es la doctrina de que los humanos deben vivir sin explotar a los animales (7).

Nota 6: “Los vegetarianos clásicos suelen contar con mucha información y su nutrición está más cerca de las recomendaciones nutricionales oficiales que la de los ciudadanos comunes”. Además estas personas tienden a poner en práctica hábitos saludables (mucho ejercicio, abstinencia de alcohol, abstinencia de nicotina, etc.) y todos estos factores influyen sobre los resultados positivos que se observan en los estudios sobre este tipo de alimentación (1).

Os dejo un reciente estudio, en el que se demuestra los beneficios sobre la salud del corazón de la alimentación vegetariana, según un estudio hecho por la investigadora Francesca Crowe, y que se ha publicado en la revista American Journal of Clinical Nutrition. Podéis acceder al Abstract del artículo (en inglés) a través del siguiente enlace: Risk of hospitalization or death from ischemic heart disease among British vegetarians and nonvegetarians: results from the EPIC-Oxford cohort study (3).

No he podido acceder al artículo completo, pero podéis leer los comentarios de la experta a través un artículo publicado en ELMundo.es: La dieta vegetariana protege el corazón” (4).

Enlaces relacionados:

¿Qué significa la palabra “Dieta”.

Fuentes:

(1) Biesalski – Grimm. Nutrición aplicada y nutrición médica: Pautas relacionadas con la nutrición “Vegetarianismo”. Nutrición Texto y Atlas. Ed. Médica Panamericana. Madrid 2009.
(2) Veganismo.
http://es.wikipedia.org/wiki/Veganismo
(3) Am J Clin Nutr March 2013 ajcn.044073
http://ajcn.nutrition.org/content/early/2013/01/30/ajcn.112.044073.abstract
(4) Cristina G. Lucio. “La dieta vegetariana protege el corazón”. El Mundo. es. 31-01-2013.
http://www.elmundo.es/elmundosalud/2013/01/31/nutricion/1359619395.html
(5) El veganismo o vegetarianismo estricto. Vitónica: alimentación, salud y deporte.
http://www.vitonica.com/alimentos/el-veganismo-o-vegetarianismo-estricto
(6) ¿Qué es el veganismo?. Asociación Vegana Española.
http://www.ivu.org/ave/quees.html
(7) “La Historia Vegana”. Filosofía Vegana: Espacio de reflexión, análisis, y debate sobre veganismo y la cuestión moral de los animales.
http://pablofernandezberi.blogspot.com.es/2012/12/la-historia-vegana.html?spref=tw

Imagen: http://www.vivirsalud.com/sites/www.vivirsalud.com/files/imagecache/completa/Ventajas-y-desventajas-del-vegetarianismo-1.jpg

6 Respuestas a “Algunas “notas” sobre el vegetarianismo y el veganismo.

  1. ¿Cómo está, Marina? Buenos días.
    Mil gracias por este tesoro de información.
    Ojalá que toque el corazón de alguno más de sus seguidores.

    Me gusta

    • Buen día, Remigio, mil gracias por tu comentario y aprecio. Es un tema complejo que ojalá se aclare porque yo no veo diferencia en la base de ambas corrientes. Posiblemente el tiempo va canalizando las causas de un tipo de alimentación concreta y algunos han querido volver a encontrar sus raíces. El problema está en los jóvenes que, sin conocimientos sobre la materia, adoptan el veganismo porque les resulta sugerente y diferente, y sin modificar sus hábitos de vida eliminan todos los productos animales, sin excepción, estando en una edad en la que para su desarrollo es imprescindible la presencia de lácteos y huevos.
      (Me quedé pensativa con el tema)
      Agradeciendo tu presencia en este espacio ¡¡Feliz día¡¡
      Marina

      Me gusta

  2. Acostumbro cada tarde buscar articulos para pasar un buen rato leyendo y de esta forma he localizado vuestra web. La verdad me ha gustado el articulo y pienso volver para seguir pasando buenos ratos.

    Me gusta

  3. Pingback: Algunas “notas” sobre el vegetarianismo y el veganismo. | duendevisual

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s